Cuando te planteas acudir a un servicio de instalación de porteros automáticos, seguramente creas que ya sabes lo que buscas, sin embargo, elegir un terminal de portero automático requiere cierto conocimiento.

De cara a la instalación de porteros automáticos, lo primero que debemos decidir es si necesitamos un sistema de comunicación básico por voz o disfrutar de las características de un videoportero. Una cámara en la placa del exterior y un monitor en el interior de la vivienda proporcionan el extra de seguridad que supone ver qué ocurre en el exterior e identificar visualmente al que llama.

La tecnología para los videoporteros está bastante avanzada y no deja de mejorarse. De este modo, ahora podemos conseguir porteros automáticos con sistema de vídeo que además permiten combinar otros tipos de accesorios y funciones avanzados. Entre las posibilidades que tienes para elegir, existen varias aplicaciones domóticas, la conexión al monitor del videoportero de distintas cámaras de vigilancia, la posibilidad de almacenar imágenes o vídeo, o la de permitir que los visitantes puedan dejar notas de voz en caso de ausencia. Tampoco hay que olvidar la capacidad de conexión del portero automático con la llamada al ascensor de un edificio, lo cual redunda en la comodidad y accesibilidad para todo el mundo.

Al elegir tu portero automático, también deberás fijarte en su diseño, la durabilidad según las condiciones de exposición, la comodidad en su uso y el nivel tecnológico. Podemos instalar modelos extraplanos o que pueden ir empotrados en la superficie del portal o de la pared del edificio. La calidad de los materiales garantiza una experiencia satisfactoria para los usuarios del portero automático, que deben encontrar el uso del aparato totalmente intuitivo.

Si quieres asesoramiento para elegir el mejor portero automático, en Antenas Parisat te garantizamos satisfacción con la máxima calidad en productos y nuestra experiencia.