La elección del videoportero en función del tipo de vivienda

91 509 20 84
La elección del videoportero en función del tipo de vivienda

A la hora de solicitar un presupuesto para la instalación de porteros automáticos, y específicamente videoporteros, una de las cuestiones más a tener en cuenta es el tipo de vivienda en la que residimos, porque no será lo mismo el aparato que necesitemos en una vivienda dentro de una comunidad de propietarios con muchos más vecinos, que el que se necesita en una vivienda unifamiliar o chalet.

En este sentido, en la empresa Antenas Parisat advertimos, por ejemplo, de que para ver de forma correcta a la persona que llama a nuestra propiedad es necesario disponer de un cierto grado de iluminación.

Así las cosas, si resides en un bloque de viviendas que normalmente forman parte de los núcleos urbanos, lo normal es que haya alumbrado público en la calle que haga innecesario disponer de un videoportero con visión nocturna. Sin embargo, si nuestro hogar es un chalet a las afueras en el que las farolas públicas brillan por su ausencia o, directamente, está muy alejado de un núcleo urbano, será indispensable contar con esta funcionalidad para poder ver quién está detrás de la puerta cuando sea de noche.

Además, los expertos en instalación de porteros automáticos recomiendan para viviendas unifamiliares de varios pisos videoporteros con varios telefonillos, como mínimo uno por cada planta de la vivienda, para no tener que recorrerse toda la casa escaleras abajo para abrir la puerta, algo que como es lógico, en una vivienda de comunidad no sería necesario, salvo que se tratara de un dúplex.