No necesariamente. Aunque tratemos de un tema algo subjetivo, es cierto que la calidad es una característica que se posee o no, aunque los porteros automáticos y sus precios puedan variar considerablemente. Por eso, no por adquirir el aparato de mayor cuantía debemos sentirnos seguros de haber apostado por el de mayor calidad. 

Así mismo, debemos tener en cuenta varios aspectos como por ejemplo la zona donde nos encontramos o si se trata de nuestra oficina o si bien es nuestro hogar. 

Si es una oficina donde queremos realizar la instalación, ésta puede ser de lo más corriente, puesto que las funciones que debe desempeñar no son más que la de permitir o no el acceso, por lo que, serán necesarios porteros automáticos con precios mucho más bajos. Así mismo, en este caso, podría contemplarse la posibilidad de instalar varios porteros, siempre dependiendo del número de despachos o habitáculos donde se encuentren los diferentes trabajadores. Es una forma de garantizar la atención al público.

Sin embargo, si la instalación la queremos llevar a cabo en un domicilio, nos encontramos con otra serie de requisitos, ya que en estas condiciones, y para velar por una mayor seguridad, podemos centrarnos en la instalación de un videoportero. En este sentido, la amplia gama de la que se dispone en el mercado crece considerablemente dado el gran universo de posibilidades existentes, así como la calidad y el precio. Además, existe la posibilidad de la instalación de un solo portero automático para dos accesos diferentes en un mismo hogar. 

El mundo de los porteros automáticos es muy amplio y no siempre una instalación de alto coste es la mejor ni te garantiza una máxima calidad. Lo mejor es que un aparato tan útil se acomode a nuestra forma de vida y desde Antenas Parisat no solo te garantizamos el mejor servicio, sino la mejor relación calidad-precio.